Hablar de errores en la entrevista laboral: 6 consejos

Uno de las preguntas más comunes que podrían hacerte en una entrevista de trabajo para una vacante es sobre un error que hayas cometido en tu empleo anterior.

Por supuesto que a nadie le agrada admitir fracasos. Incluso tal vez te genere ansiedad y dudas pensar en qué responder acerca de tus errores laborales y por eso es una pregunta difícil de abordar.

Muchas personas suelen utilizar frases hechas en respuesta a esa pregunta, pero en realidad están vacías de contenido. Por ejemplo, decir “Aprendí más de mis errores que de mis aciertos”, es un cliché que se utiliza habitualmente, sin embargo, ¿consideras que es pertinente para utilizar en una entrevista laboral?

Los errores y los fracasos son parte de la vida. Los reclutadores ya saben eso. Lo que ellos quieren saber, es de qué manera abordaste los inconvenientes laborales para salir adelante.

Estos son nuestros 6 consejos para hablar de errores en la entrevista:

¿Te está costando llegar a fin de mes?

¿Surgió un imprevisto y no sabes cómo solucionarlo?


Sé lo estresante que puede ser pasar por una situación así cuando estás buscando trabajo y por eso me gustaría recomendarte Solcrédito.

Solcrédito ofrece préstamos online de manera fácil, rápida y segura, con un alto índice de aprobación y gran cantidad de ofertas.

  1. Prepara algún caso de antemano
  2. Detalla cómo sucedió todo
  3. No te excuses
  4. No eches culpas a terceros
  5. No seas demasiado duro contigo mismo
  6. Muestra un aprendizaje

Si no estás seguro en qué cometiste un error y cómo aprendiste de ello, eso sí puede generarte un inconveniente en la entrevista laboral.

Por supuesto que no deberás llevar tú el tema a la cita laboral, pero sí estar preparado para responderla de manera positiva, y en lo posible, también sacar alguna ventaja.

Por ello, hoy te compartiremos algunas sugerencias para responder correctamente a esta pregunta en una entrevista de empleo de la mejor manera

6 consejos para responder a la pregunta “Cuéntame un caso en el que hayas fallado en el trabajo” en una entrevista laboral:

1. Planifica algún caso

No se sugiere que hables un error genuino ni de algo que sea evidente que no es un fracaso o una equivocación tuya. También es necesario que evites comentar acerca de una equivocación que te llevo mucho tiempo o dinero resolver, o que se llevó algún puesto de trabajo si por ejemplo, no cumpliste con algún objetivo.

Selecciona una equivocación que no esté relacionada con algún aspecto clave de la postulación y prepárala antes de la entrevista laboral.

2. Detalla de qué manera sucedió

En el momento que comentes tu historia, haz explícito el error. Intenta recordar los detalles de cómo sucedió todo, y confirmar los obstáculos que te impidieron obtener lo que necesitabas.

x
Cómo hacer un BUEN CV

¿Te encuentras en plena búsqueda laboral? ¿Quieres dar el próximo gran salto en tu carrera? Nosotros nos encargamos de todo lo que necesitas para lograrlo. Te brindamos plantillas profesionales y ejemplos para que tu aplicación destaque del resto. Consigue el empleo de tus sueños con un CV profesional.

Crea un CV profesional

¡Quienes utilizan nuestro editor de currículums online tienen 3 veces más chances de ser llamados a entrevistas!

Nuestros usuarios dicen:

Kit de Crecimiento Profesional Kit de Crecimiento Profesional Kit de Crecimiento Profesional

Para un reclutador será fácil identificar cuál es el origen del problema y de qué manera evitarías que suceda de nuevo.

3. No te excuses

Sé cuidadoso al momento de exponer tu error a situaciones fuera de tu alcance, como por ejemplo poco personal o desequilibrios en el mercado.

En una empresa siempre habrá cuestiones imponderables y difíciles de tomar bajo control que también pueden ser obstáculos para obtener resultados. Sin embargo, lo importante será comunicar aquello que está bajo tu control, del que puedes tomar tu responsabilidad sobre aquellas circunstancias en las que fallaste.

Podría ser dañino para tu imagen que demuestres estar a la defensiva, y que no cuentan contigo en situaciones complejas.

4. No eches culpas a terceros

Al momento de hablar de tus errores o fallos no debes exponer a alguien más echándole culpas.

Una de las peores actitudes que se pueden tomar, y que los reclutadores detestan, es endilgar culpas a personas cercanas en la organización en la que estuviste, en lugar de repensar la responsabilidad que tuviste. En esos casos el entrevistador creerá que eres una amenaza para las dinámicas de los grupos de trabajo, la ética laboral y la productividad empresarial.

5. No seas muy duro contigo mismo

Al momento de mencionar tu historia, no te insultes, ni realices conjeturas acerca de cómo eres como empleado. Simplemente relata los hechos con objetividad. Así estarás demostrando que sabes llevar a buen puerto las situaciones complicadas y superarlas.

6. Muestra tus aprendizajes

Nada de lo que cuentes será importante si de ello no has aprendido nada. Incluye en tu relato cuáles son los aprendizajes y cómo has podido aplicarlos en nuevas circunstancias con resultados positivos.

Las equivocaciones no pueden esquivarse en ninguna carrera profesional. Por lo que no es de temer que puedas hablar de ellas.

Sin embargo, muéstrate como una persona responsable, consciente de sí mismo, y que harás el esfuerzo por aprender de tus equivocaciones para mejorar en tu productividad en el futuro.

¿Sabes cuáles son tus errores del pasado?

Si ya tienes alguna idea de tus errores de trabajos anteriores, no olvides llevar preparado algún caso del que puedas conversar con el reclutador. Si te equivocaste, Si aprendiste de ese error, de qué manera los superaste y resolviste los inconvenientes, y lo más importante, que no te hayan vuelto a suceder de la misma forma.

La equivocación como inversión

Una anécdota que cuentan algunos reclutadores, es sobre un gerente de una Multinacional importante que hizo público en una conferencia, y mencionó con orgullo cómo había alentado a un empleado, luego de un error importante, en lugar de despedirlo. Tanto así que terminó convirtiendo a esa persona en su mano derecha.

Muchas veces un error que se canaliza correctamente, es una inversión a futuro.

¿Cuáles son los beneficios de un reclutador de consultar acerca de los fallos en empleos anteriores?

Muchos reclutadores utilizan esta pregunta en sus procesos de selección de personal, ya que en la respuesta no solo obtienen cuál es tu aprendizaje que hayas realizado de tus propios errores, sino también muchas veces pueden deducir cómo es tu carácter, si posees o no capacidad para resolver problemas, la seguridad en ti mismo, cuán consciente eres de las cosas que son imprescindibles para el trabajo, tu conducta y habilidades, tu honestidad y humildad, si eres de fiar, y la proyección que tengas de tu crecimiento profesional.

Aunque no parezca, en una sola pregunta podrías ser el candidato que obtenga el éxito o el fracaso para continuar con el proceso de selección de un puesto.

¿Necesitas ayuda con tu búsqueda laboral? Únete a nuestra comunidad de profesionales, resuelve tus dudas y encuentra mejores oportunidades.

Es por este motivo que los reclutadores suelen consultar acerca de tus fallos laborales en el pasado, en antiguos puestos o en la vida personal.

Cuando una persona tiene claridad acerca de sus errores, son personas que han ganado experiencias a partir de ellos. Son resilientes, ya que no se quedaron en el fracaso, y pueden hablar de sus equivocaciones con orgullo desde haberlas superado para seguir creciendo a día a día.

Si bien con ello, no se insta a que cometas más errores adrede, pero si ser consciente que se aprenden de ellos, y que no es motivo de vergüenza. La importancia que tienen los aprendizajes que hacemos de las equivocaciones, poder superarlas, avanzar y saber cómo no volver a cometerlos.

Conclusiones sobre los errores

Para resumir:

  • No te enfoques en el hecho de haber cometido errores, sino en la forma en la que los enfrentaste y superaste. No te estarán requiriendo ser un empleado perfecto, sino una persona en constante dinámica, crecimiento y evolución.
  • Lo fundamental de la equivocación es la toma de conciencia. Haber asumido la responsabilidad, encontrar cuál es el origen y las causas y poder haberlos reparado.
  • Demostrar una actitud positiva para la solución de inconvenientes, ser optimista en los resultados, haber podido actuar rápido y buscar alternativas o recursos para resolver los problemas es lo que los reclutadores buscan ver en un candidato con esta respuesta.

Si bien es real que aún existen personas y compañías que castigan los errores, y que incluso, hay culturas cerradas y rígidas en las que no tienen lugar las personas que fallan o que pierden, es importante ver que ello conlleva a climas laborales de miedo, angustia, preocupación y disminuyen la productividad y creatividad de los empleados.

Si no hay lugar para las equivocaciones, nadie deseará emplearse en espacios donde solo se fomenta la perfección y no la humanidad.

Artículos Relacionados

Deja un comentario