10 Consejos para negociar tu salario [Ejemplo de carta]

Una conversación sobre dinero siempre trae consigo algunos nervios, pero lo importante es tomar el momento como algo natural y saber que lo peor que puede pasar es que rechacen tu propuesta y te digan que no.

Los 10 secretos a la hora de negociar tu salario son: Practica de antemano como será tu petición salarial, consulta con algún compañero o colega, entrena tus habilidades de negociación, busca siempre llegar a un acuerdo sensato con tu interlocutor, asegúrate de que tu superior esté preparado para tener esta charla, evita mezclar esta conversación con otros temas, presta atención a las señales de la otra parte, llega preparado para recibir algo que distinto a lo que esperas, llega con un guión flexible, y finalmente, ten en cuenta que tu jefe siempre tendrá la ventaja.

El dinero es una gran motivación para el trabajo

Para quienes llevan un tiempo trabajando, es normal hacer vínculos sanos con los compañeros de trabajo y superiores que muchas veces derivan en sentirse sumamente valorados.  Frente a eso es muy normal tener la necesidad de solicitar un aumento de sueldo. Pues sin dudas el dinero es una de las grandes fuentes de motivación en el trabajo.

Por lo general hablar de dinero en una empresa genera pudor y da más de una razón para estar nervioso, sin embargo es necesario tomar confianza en uno mismo y perder el temor al rechazo. Lo peor que puede pasar es que el superior diga que no a la propuesta que le estás haciendo.

Lo importante aquí es demostrar que tienes buenas habilidades de negociación y que demuestres que tienes razones para que recibir un incremento salarial.  Puedes hacer una lista de los proyectos en los que estuviste en el último tiempo, resaltando cuán importante es tu presencia en un equipo de trabajo y que resultados y propósitos lograste en la empresa.

¿Cómo llevar a cabo la negociación salarial?

Tienes la decisión de ir a por ese aumento tomada. Ahora solo falta juntar fuerzas y pedírselo a tu jefe ¿No?

Bueno, tal vez podrías detenerte unos momentos a leer estos 10 consejos que te permitirán tener una negociación salarial más ordenada y efectiva:

  1. Negociador no se nace, se hace y para desarrollar esa habilidad es necesario aprender el lenguaje y el discurso correcto. Practicar como solicitar un aumento de sueldo con alguna persona de confianza es una buena práctica para tomar impulso y poder hacer un abordaje óptimo de la situación, sin sobresaltos y sin adulaciones o disculpas innecesarias o exageradas.
  2. Puedes buscar algún tipo de consultor de tu confianza, que haya pasado por la misma situación y pueda darte consejos de lo que si debes hacer en esos momentos y lo que no está bien visto. Especialmente si este confidente conoce a tu jefe y ya ha tratado el tema con él.
  3. Ensayar esta situación también te permitirá dejar de lado la improvisación y tener una visión clara de cómo quieres llegar a tu meta de aumento de sueldo, usando la razón frente a posibles respuestas y no guiándote por la emoción.
  4. Negociar quiere decir que ambas partes lleguen a un acuerdo, se trata de una acción bidireccional y no unidireccional, es por ello que los dos protagonistas deben salir ganando y obteniendo algún beneficio. Someter a la empresa o al superior a nuestras propias condiciones no es negociar sino mostrarse inflexibles. Tu prestación puede simplemente ser la de asumir más responsabilidades relativas a tu área de trabajo.
  5. Para que exista una negociación tu superior también debe estar dispuesto a escucharte. Puede tener muy buena voluntad pero debes saber que la respuesta positiva no será inmediata. Debes mostrarte bien dispuesto y con buenas intenciones, dejando en claro que estás orgulloso de formar parte de la empresa.
  6. Cuando estás en plena etapa de negociación no debes mezclar este tema con otro que este sobre el tintero. Este momento está destinado de manera exclusiva para conversar sobre el salario. Lo ideal es que vayas encontrando el momento justo para solicitarle una reunión personal a tu jefe para tratar este tema y no sobrepasar la jerarquía que pueda tener frente a otros miembros de la empresa.
  7. En toda negociación es sumamente importante demostrar que estamos escuchando a la otra parte con atención, pues eso genera confianza. Si obtienes una respuesta negativa, también puedes consultar el motivo o cuando estiman que podrían cambiar de opinión. Lo importante es que salgas de ese encuentro con una respuesta que se asemeje lo más posible a lo que necesitas escuchar.
  8. Debes tener la mente abierta, también, para poder recibir alguna otra propuesta que no es lo que estabas buscando. Muchas veces no existe la posibilidad de contar con un mejor salario en lo económico pero existen otros beneficios como el horario flexible o la formación.
  9. Seguir un guión establecido de antemano que no sea demasiado acartonado te permitirá obtener mejores resultados. Debes iniciar agradeciendo por la oportunidad de formar parte de la empresa, destacar los éxitos que lograste en ella, proponer nuevas maneras de mejorar la compañía y demostrar que un mejor salario se traducirá en mejores habilidades y responsabilidades de tu parte. Esto te servirá especialmente si no eres una persona con gran rapidez para la discusión. De todas formas, no tomes esta regla como sagrada. En algunas ocasiones también hay lugar para conseguir excelentes resultados improvisando sobre la marcha
  10. Ten en cuenta que siempre el superior corre con ventaja porque esta situación la vivió en reiteradas oportunidades y con muchos miembros de la empresa.

En Curriculado tenemos un artículo sobre cuánto deberías pedir de aumento salarial. Puedes verlo haciendo click aquí.

¿Cómo negociar el salario cuando estás en una entrevista laboral?

Si todavía no estás trabajando pero estás en la etapa de entrevistas, puede que te toque ser parte de la incómoda negociación de salario en ese momento. En principio debes saber que la primera oferta que realizan las empresas, bajo ninguna circunstancia responde a la cantidad máxima que están dispuestos a pagar.

También debes sacarte de la cabeza que el simple hecho de negociar un salario genera un conflicto y ten por seguro que si llegaste a esta etapa lo más probable es que la empresa te quiera ocupando el puesto de trabajo.  En general, lo más común es que primero te oferten un rango salarial y no una cifra concreta, eso te marcará el monto  máximo del cuál no podrás traspasar a la hora de solicitar un salario.

En Curriculado tenemos un artículo específico a a la negociación del salario en ofertas laborales. Puedes verlo haciendo click aquí.

También puede interesarte nuestro artículo sobre preguntas relativas al salario en entrevistas laborales. Puedes verlo haciendo click aquí.

Algunos reclutadores de recursos humanos consultan en las entrevistas cuanto es lo que ganabas en tu trabajo anterior. No debes caer en esa trampa y no tienes ninguna obligación de responder con un número concreto. Puedes decir: “Este trabajo no es cómo el que hacía antes, llevaba otras responsabilidades”, al no dar una cifra concreta tienes posibilidades de obtener un mejor salario.

También debes hacer un pormenorizado estudio de que es lo máximo y lo mínimo que se gana en el sector para no irte de esos rangos. Si pides un salario demasiado alto puedes dar un perfil de irrealidad y si pides uno demasiado bajo podrías reflejar la imagen de falta de profesionalismo.

Siempre debes buscar que sean los entrevistadores quienes hablen primero para saber si están en el rango que tu esperas ganar. Puedes decir “voy a considerar cualquier oferta razonable” para alejarte de la insistencia en que des un número de buenas a primeras.

Otro factor a tener  en cuenta es que postura toma la empresa en una negociación porque si son demasiado absolutistas eso se traducirá en complicaciones o negativas a la hora de pedir futuros aumentos.

¿Se puede realizar una negociación salarial por escrito?

Si se habla de negociación es necesaria la presencia de dos personas frente a frente intercambiando ideas y posiciones, sin embargo, existen muchas empresas donde los superiores están demasiado ocupados para darse un tiempo para reuniones personales o lo dilatan demasiado. En ese caso lo mejor es enviar una solicitud de aumento salarial por escrito.

Si eres demasiado tímido o notas que nunca podrás superar los nervios de estar con tu jefe cara a cara esta opción también es válida como paso inicial, pero debes saber que siempre tendrás que enfrentarlo.

Lo importante en este tipo de cartas es que se mantengan las formalidades de principio a fin. Debe señalar el lugar y la fecha en el que se escribe y tener frases de encabezamiento que demuestren cordialidad, del estilo de “con mi mayor consideración”. Debes tener en cuenta que esté dirigida a tu superior inmediato para así evitar conflictos de jerarquía y que piensen que estás pasando sobre la autoridad.

A diferencia de hacer una solicitud de este tipo en persona, la carta siempre debe ir directamente al foco de la cuestión, utilizando las palabras correctas y explicando las razones por las que se solicita el aumento del sueldo, resaltando los logros que has tenido  y el desempeño que has realizado en la compañía.

Solicitar una cifra por escrito puede resultar bastante violento y poco cordial para quien lee la carta y puede dar lugar a una respuesta absoluta de si o no sin dejar lugar para la negociación. Lo recomendable es citar porcentajes.

Siempre enfócate en lo que la empresa ha ganado y no en tus aspectos o necesidades personales, tomate tu tiempo para escribir un borrador, releer la carta y escribir exactamente lo que quieres decir.

Nunca te olvides de mantener la formalidad hasta el final de la carta y hacer una buena despedida, puedes profundizar en datos  pero siempre debes realizarlo con las palabras justas y el respeto que corresponde a tu superior, teniendo en cuenta que por más confianza que haya, este es un pedido formal que seguramente se elevará a otros departamentos de la empresa.

1000+ candidatos que COMPITEN contigo reciben nuestros SECRETOS de búsqueda laboral semanalmente ✉️
No dejes que te saquen ventaja😱

Un modelo de carta para negociar tu sueldo que puedes utilizar es el siguiente:

Lugar, fecha

Estimado Sr. Xxxxx

Departamento de Recursos Humanos

Empresa xxxxx

De mi mayor consideración:

Mediante la presente deseo acercarle mi solicitud de revisión de mi salario, una situación que considero justificada por los años que llevo trabajando en la compañía, por las responsabilidades que lleva mi puesto y por las metas alcanzadas de manera conjunta con la organización.

A lo largo de este tiempo el departamento del que formo parte ha tenido un excelente desempeño logrando concretar en tiempo y forma los proyectos asignados por la empresa. Estos resultados se tradujeron en un aumento de clientes y ventas que favoreció a toda la compañía notoriamente.

Teniendo en cuenta estos puntos le solicito pueda considerar mi solicitud con un incremento que ronde el 10 por ciento, lo que me permitirá realizar cursos de especialización para mejorar mi rendimiento laboral.

Desde ya, esperando una pronta respuesta y agradeciendo la atención brindada lo saludo atentamente.

Firma manuscrita del candidato

Artículos Relacionados

Deja un comentario